lunes, 12 de diciembre de 2016

A mi no me engañas con tus bonitos post de cuentos.

Me preguntaste
que cómo me iba la vida.

Tus últimos post, dijiste,
se escapan por las nubes,
pero a mi no me engañas
escribiendo
sé que escribes mucho de cuadros
  cuando huyes
sé que pones muchas fotos
   cuando te faltan versos
sé que escribes de novelas
   por no escribir de lo cierto
Tu no estás bien, me dijiste.

Escribes poemas
como si no fueran tuyos,
vacios
creo que escribes en verso porque necesitas
menos palabras, para segir escribiendo
digo viviendo.

Como cuando me decías Te quiero
para no alargarte
en dar explicaciones.
buscando ese beso
que ocupara
el espacio
que evitaba nuestro invierno.

Ya sabes que estoy lejos
pero aunque no te veo
todavía te siento
muy dentro
a mi no me engañas
con tus bonitos post de cuentos.

5 comentarios:

  1. Que buen poema, si... a veces uno trata de engañar escribiendo poemas y cuentos pero la verdad es que se quiere disfrazar lo que se intenta decir.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  2. No es fácil engañar con las palabras. No es fácil.

    ResponderEliminar
  3. Precisamente por eso a veces se habla de muchas otras cosas para no hablar de como te sientes.
    Cada vez me sucede q elijo el verso como vagancia.
    De hecho, estos versos no me han gustado mucho. Ha sido una manera de eludir un post currado explicando lo mismo.
    Bss

    ResponderEliminar
  4. La poesía es mal asunto para engañar. El alma de los verdaderos poetas siempre trasciende.

    Me gustó la visita.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Madison, Stinfalus
    bienvenidos a esta puerta de nevera donde colgar los postit de cada dia.
    Abrazos y espero segir viendoos
    por aqui.

    ResponderEliminar